Sede Social

C/ Barriocepo 35 - CP 26001

Logroño - La Rioja

Contacto

Diseño, ilustraciones y fotografías: Jaime Ocón Paillao - Archivo de la Hermandad de Cofradías

Textos: Fermín Labarga, Hermandad de Cofradías

LA RIOJA TURISMO LOGO 2019.jpg

©2019 Hermandad de Cofradías de la Pasión de la Ciudad de Logroño

El 26 de marzo de 1965, tal y como había sucedido en el caso del Sepulcro,  los devotos de la Virgen de la Soledad se constituyeron como agrupación dentro de la Hermandad; eran 14 (tantos como portadores de las andas antiguas) y eligieron como primer mayordomo a Estanislao López Romero. Inmediatamente decidieron admitir a nuevos cofrades, de forma que la lista aumentó en pocos días hasta los 57 hermanos. Era camarera de la Virgen la señora Ángela Santa María, que se encargaba de vestirla, si bien el responsable de las joyas, que estaban depositadas en el Banco de Vizcaya, era Nicanor Rivas con la única salvedad «del pendentif de platino y brillantes que la Sra. Vda. de Ulargui entregó al Ilmo. Cabildo» para la Virgen, que estaba bajo la custodia del prior de la Hermandad don José María Millán.

Para la procesión del Encuentro del Miércoles Santo 6 de abril de 1966, tenían  ya su hábito propio, que consistía en hábito negro con botonadura en color blanco, color elegido igualmente para el capuz y los guantes. La erección canónica como cofradía se remonta al año 1969, año en el que se publicaron sus estatutos con fecha 20 de marzo. Esta nueva cofradía de la Soledad no ha de confundirse, en ningún caso, con la que existió en el convento de Nuestra Señora de la Merced desde finales del siglo XVI hasta mediados del siglo XIX con la denominación de cofradía de  Nuestra Señora de la Soledad y Santa Cruz en Jerusalén.

Dado que la cofradía seguía siendo exclusivamente masculina, en 1971 se pensó en «la creación a su vez de la cofradía femenina o Camareras de la Virgen». Salieron ya en la procesión de ese año, pero no gustó la vestimenta que utilizaron y se paralizó la idea hasta 1978. La década de los setenta, que resultó complicada, trajo también la constitución de sección infantil de la cofradía. No fueron mejores los años ochenta, pero finalmente las aguas se remansaron y la cofradía inició una nueva etapa con estatutos renovados.

Para conmemorar el 25 aniversario de la fundación de la Cofradía, en 1990 se decidió dotar a la imagen de una corona, realizada en oro y piedras preciosas por la joyería logroñesa Casa Marcos. Fue bendecida el 11 de abril de dicho año y en realidad se trata de una diadema. Además acometieron la confección y bordado del nuevo guion de la cofradía, diseñado por el hermano Miguel Ángel Rábanos. Otras novedades fueron los cambios introducidos en el hábito y la creación de una banda de tambores que desfiló por vez primera en la Semana Santa de 1992.

* Datos extraídos del libro de Fermín Labarga, Diolo y dotolo. El legado de don Gabriel de Unsain y la
Semana Santa de Logroño, IER, Logroño 2015, pp. 174-177.

Página Web

Facebook

Twitter

Instagram

Correo