Sede Social

C/ Barriocepo 35 - CP 26001

Logroño - La Rioja

Contacto

Diseño, ilustraciones y fotografías: Jaime Ocón Paillao - Archivo de la Hermandad de Cofradías

Textos: Fermín Labarga, Hermandad de Cofradías

LA RIOJA TURISMO LOGO 2019.jpg

©2019 Hermandad de Cofradías de la Pasión de la Ciudad de Logroño

La Oración en el Huerto de los Olivos

Este paso, uno de los titulares de la Cofradía de la Entrada de Jesús en Jerusalén, representa el pasaje de la oración de Jesús en el Huerto de los olivos, en el momento en que un ángel se aparece para reconfortar al Señor con el sagrado Cáliz.


Consta el paso de dos figuras; la de Cristo de rodillas y la del ángel, ambas realizadas en Olot en 1908, según molde de Arsenio Beltrán y Surroca.


El paso, de propiedad particular, fue donado a La redonda por su propietaria, la Sra. María Teresa Iñiguez, viuda de Mato, y salió en la Procesión del santo Entierro de 1909.


Hubo un proyecto que comprendía añadir tres figuras, dos imágenes correspondientes a dos apóstoles y una tercera de un olivo con el fin de sustituir las ramas que se ponían. Desafortunadamente se quedó en un proyecto.


En torno a este paso se formó un grupo de cofrades de la Hermandad de la Pasión quienes se encargaban de mantenerlo y sacarlo en procesión, el cual ante problemas por la falta de medios económicos y de número de hermanos, comenzó una serie de reuniones con las Cofradías de la Flagelación, Nazareno y Entrada de Jesús en Jerusalén, hasta que en 1982 se integró dentro de la última, adoptando su hábito y estatutos. De este modo el paso y sus devotos pasaron a enriquecer el patrimonio y las filas de esta Cofradía. Tuvo su propia procesión en la noche del Lunes santo de 1984.


Desde 1941 fue portado sobre las antiguas andas del Santo Sepulcro, preparadas para ocho portadores y en 1956 se sustituyeron por las que, de nuevo el Santo Sepulcro dejaba de usar, pensadas para 16 portadores. Procesionó sobre estas andas hasta principios de la década de los 70 en los que el grupo escultórico se pasó a las andas del Nazareno Antiguo, ya que éste había dejado de procesionar en 1968. 


En 1980 se mandó a restaurar en los talleres arte sacro navarro de Zaragoza, y se confeccionó un armazón metálico, el cual sería terminado tres años después incorporándole molduras de madera, conformando de este modo unas nuevas andas, siendo devueltas las anteriores a la Cofradía de Jesús Nazareno. Estas nuevas andas serían sustituidas en 1990 por otras hechas en los talleres de Ruperto Grijalba, las cuales permiten portar el paso a 24 hermanos, distribuidos en seis varales.


En 2001 se le añadieron al paso cuatro faroles plateados y cartelas para los laterales en las que figura el escudo de la Cofradía. Ese mismo año se sustituyó el antiguo cáliz por uno de orfebrería de plata y oro. Ya en 2002 se incluyó una última cartela a las andas y en 2003 José Luis Martínez Benito restaura las imágenes. Se concluyó está restauración añadiéndole potencias de oro a la imagen del Cristo.